Edwin Revilla junto con Caralgen (Foto: Facebook).

En esta entrevista hablamos con el baterista de la agrupación de rock progresivo y experimental Caralgen, Edwin Revilla. El percusionista habló sobre su trayectoria y sobre Caralgen, el proyecto que formó durante la pandemia.

¿Cómo es que decidieron crear la agrupación? ¿Cómo fueron los primeros acercamientos? Tengo entendido que ustedes son experimentados

Te comento un poco. Yo hago música desde 1989. Tengo 50 años. En el ‘89 tuve una banda que se llamó Hexagrama. Yo era ‘chibolo’, tenía 17 años. Había varios eventos de rock organizados por la municipalidad. Nosotros participabamos como Hexagrama, Cuarto Centerrado, Catedral de Humo, y más. Pasó el tiempo y empecé a hacer música con unos amigos, eran covers para tocar en bares. Posteriormente, participé en la última etapa de Catedral de Humo. Hicimos un par de presentaciones en el ‘97 y ‘98.

Post-catedral de Humo, en el ‘98, el guitarrista Roberto Otoya -quién falleció hace 10 años- dio un paso al costado de la banda. Con él formamos Interruptor Cucaracha, con la que grabamos dos CDs y tuvimos presentaciones con Leuzemia y otras bandas de Lima.

Eso duró del ‘98 al 2003. En ese año, me fui a Lima, época en la que dejé la música por completo. Hasta que en el 2018, falleció otro amigo de Interruptor Cucaracha. Un mes antes estaba conversando con él para reformar el grupo. También vimos un tributo con Víctor Abarca (guitarrista de Caralgen). Es ahí cuando dijimos “hagamos algo”.

Quería reformar Interruptor Cucaracha, pero no tenía sentido hacerlo sin el guitarrista ni la voz. En 2020 empezamos a conversar con los integrantes. Planteamos el proyecto y lo empezamos a trabajar. Como era pandemia, lo iniciamos en línea. Gracias a mi hermano (Jimmy Revilla, tecladista de Caralgen), producimos el primer tema “Alas de Ruperth”. El segundo fue más presencial, porque yo ya estaba en Arequipa. Y así seguimos con el tercero. De hecho tenemos seis temas, solo falta grabar los otros tres. Terminaremos de grabar en los próximos meses para sacar el primer disco. Y así se formó este proyecto que ya es una realidad como banda. Tenemos varias presentaciones, primero en la avenida Dolores y después tenemos un concierto en la Casa de la Trova.

Sabemos que su nombre viene de la fusión de las palabras Caral con gen ¿De donde surgió este nombre?

En principio jugamos con un montón de palabras para usarlas como nombres. Finalmente nos quedamos con Caralgen. Caral porque es una civilización muy antigua, más antigua que Egipto. Buscamos un nexo cultural que después se demuestre en las presentaciones, las cuales serán conceptuales. En estas, esperamos hacer reminiscencia a la cultura Caral. También nos gusta esa conexión de la cultura con el universo. También usamos gen, por el genoma humano. De nada sirve que tengas una cultura, si no tienes el medio humano. Y de ahí salió el nombre

A pesar de que su género en específico es el rock progresivo, noté que tienen influencias de incluso música criolla ¿De donde surgen las inspiraciones para crear su música?

Nosotros nos movemos en el rock progresivo y experimental. Jugamos con el art rock y las escalas árabes, esto suena ‘loco’. También tenemos influencias psicodélicas de los 70s, con bandas como King Crimson, Yes, Genesis, Pink Floyd, Allan Parsons Project y otros. Así como otros de los 90s como Arena, Therigon, ese tipo de grupos.

El último tema que lanzaron «Manantrial» es el único tema suyo con letra ¿A qué se debe esto?

La mayoría de temas son instrumentales, pero no descartamos temas cantados. No tenemos showman, ni un cantante neto. Nosotros más nos fijamos en la parte musical. Esto referido a los sonidos, los arpegios, las cajas y otros temas. Este tema lo compuso Cordova quién toca guitarra clásica. Las letras son poesía que tratamos de ensamblar con la música. ‘Manantrial’ es una palabra compuesta; del manan quechua que significa no, y trial en inglés que significa experimentación. Traduciendo literalmente es ‘no al juego experimental’.

¿Cómo ves el panorama de la escena rockera arequipeña?

Yo que regreso a la música después de 20 años, encontré muchas bandas de todo género, tipo y nivel. Me parece que hay una buena escena. Sin embargo, no hay tanta participación por parte del público. El sábado fui a ver a Flor de Loto, que hacen metal progresivo. En un evento donde debían haber 400 a 500 personas, no llegó a las 200. Incluso recordando que era un show de buen nivel. En Lima, a un concierto así van 1000 a 2000 personas. En redes sociales si llegan muchos fans, pero en las presentaciones no se demuestra.

¿Qué bandas crees que están sobresaliendo?

Un buen grupo es Hammelin. Otro grupo de buen nivel es Sex Genius Poets. Está R4dio Funk, Comfuzztible, la Caja de Sczyslo, Centinel y más. Hay muy buenas bandas.

Mencionaste que ya existen seis canciones ¿Hay planes para realizar un álbum de estudio o un EP?

Con Caralgen ya terminamos de grabar la mayoría. Solo falta grabar el sexto. A finales de septiembre ya estará nuestra primera producción. Será conceptual, como “The Wall” de Pink Floyd. Habrá minipuentes que unirán la historia y le darán vida a estos personajes. En los conciertos usaremos este tipo de temática, darle realce a lo visual, cosa que no hay mucho en las demás presentaciones de las bandas de Arequipa.

¿Tienen un nombre para esta producción?

Aún no, aunque estamos barajando algunos.

¿Cómo te has sentido con el regreso de las presentaciones en vivo? ¿Podrías describir ese sentimiento que existe al tocar en vivo?

Después de hacerlo por 20 años, lo siento fabuloso. Se siente bien que la gente te escuche y exponer tu música. Tenemos un par de amigos -Rafael Holguin y Enrique Cueva- que tocan zampoña, charango y quena. Es hacer introducciones místicas y después tocar, es algo místico. No solo es presentarse y tocar. Es como lo que hacen Genesis y Yes, que inician con una introducción mística y suave y después le dan con todo.

Hablando de presentaciones en vivo ¿Cuáles son los próximos conciertos donde estarán?

Este 28 de julio estaremos en un local de la avenida Dolores, y entre el 5 y 6 estaremos en La Casa de La Trova. En septiembre tenemos una para realizarla en el Teatrín de la Municipalidad, ya nos dieron el local, solo falta definir la fecha. En esta queremos bailarines y un buen show para mostrar lo que hace Caralgen como concepto. Muy probablemente ahí será la presentación de nuestro disco.

Si quieres saber más sobre las presentaciones de Caralgen, no te olvides de pasar por su página de Facebook.

Por Orly Vides (Orlando Cáceres Vides).

Fuente: Entre Líneas Cultura.

También te puede interesar: Presentan libro sobre la primera huelga en Arequipa.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí