El Sindicato de Trabajadores de la Corte Superior de Justicia se mostró inconforme con la decisión de reestablecer el trabajo presencial en la Corte Superior Arequipa, esta decisión se tomo luego de que culminara la cuarentena focalizada en la región.

Según señalaron los trabajadores, la modalidad de trabajo remoto debería darse solo en casos excepcionales, si bien la presidencia de la Corte de Arequipa ha señalado que las labores judiciales serán sin atención al público, los trabajadores no están de acuerdo con retomar sus labores presenciales, por el riesgo que existe de contagiarse y terminar infectando a sus familiares.

Asimismo, exigieron que los provean de implementos adecuados y que las pruebas de descarte sean tomadas cada 15 días y no solo una vez al mes. Para finalizar pidieron que un 80% del personal que labora en la Corte Superior de Justicia en Arequipa debería laborar de forma remota.