Un informe periodístico, publicado en el diario Perú21, detalló las comunicaciones telefónicas con fines políticos que Antauro Humala mantenía, dentro del penal de Ancón II, con algunos parlamentarios de la bancada Unión por el Perú (UPP).

El Instituto Nacional Penitenciario (INPE) abrió un proceso disciplinario contra el interno Antauro Humala y ordenó su trasladado al Establecimiento Penitenciario Ancón I por razones de seguridad, así lo informó el INPE a través de un comunicado.

“Frente a la conducta reiterada y flagrante del interno”, el Consejo Técnico Penitenciario del Penal Ancón II dispuso que Humala Tasso sea aislado preventivamente por siete días.

El Consejo Técnico Penitenciario del Penal Ancón II también determinó que las autoridades encargadas de la seguridad directa del interno Antauro sean relevadas.

El 12 de setiembre se realizó la primera comunicación confirmada, cuando Humala realizó una llamada desde el penal en la que sostenía que el Congreso podía insistir en una vacancia presidencial. Luego del incidente la presidenta del INPE, Susana Silva, aseguró que se estaban tomando las medidas inmediatas para que no vuelva a ocurrir. Sin embargo, Humala volvió a participar de una comunicación con parlamentarios de UPP a través de la plataforma Zoom, a pesar que los equipos telefónicos están prohibidos en los establecimientos penitenciarios.

El Código de Ejecución Penal y su Reglamento señala que las comunicaciones telefónicas constituyen un derecho de los internos y deben darse dentro de los parámetros como el trabajo, educación, salud y asistencia penitenciaria, excluyendo las actividades con fines políticos y/o proselitistas.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí