Efectivos policiales del Departamento de Unidades de Emergencia realizaban trabajos de monitoreo en cajeros automáticos, donde encontraron a una mujer de tercera edad durmiendo en uno de estos establecimientos cerca de la avenida Huayruropata.

La mujer indicó que se llamaba Tomasa y que tenía 70 años, añadió que no recordaba donde vivía y tampoco recordaba el nombre de ningún pariente.

Los efectivos policiales decidieron llevarla a la comisaría de Familia, donde recibió atenciones básicas y recibirá el apoyo que necesita.

Al parecer la mujer se encuentra en un abandono total. Las autoridades han solicitado que si alguien conoce a la señora, pueda acercarse a dicha comisaría para dar información de su familia.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí