El saliente presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, decidió declarar el estado de emergencia en el estado de Washington. Esta medida busca resguardar y garantizar la seguridad durante la toma de mando de su sucesor, Joe Biden, el próximo 20 de enero en la Casa Blanca.

La decisión sin precedentes entró en vigor desde ayer 11 de enero hasta el próximo 24 del mismo mes. Asimismo, el general Daniel Hokanson, jefe de la Guardia Nacional de los Estados Unidos, señaló que un total de 15 mil militares, serán desplegados en todo el estado de Washington para garantizar la seguridad y continuidad del cargo presidencial.

«Hemos recibido solicitudes de apoyo del Servicio Secreto, la Policía del Capitolio y la Policía de Parques, y hemos sido autorizados a proporcionar hasta 15.000 miembros de la Guardia para cumplir con los requisitos actuales y futuros de apoyo para la asunción de mando», dijo el general Hokanson mediante su cuenta de Twitter.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí